Ayudas para el sindrome premestrual

Algunas mujeres sufren los síntomas el síndrome premestrual más allá de lo extrictamente imprescindible.

Puedes ser una de esas mujeres que “temen” cada mes que lleguen esos días en que te sientes con cambios de humor, hinchada, cansada,…

Y es comprensible.

Con este post vamos a ofrecerte algunas ayudas para que lo lleves un poco mejor.

¿Qué es el síndrome premestrual?

Aproximadamente cada mes, el organismo de cada mujer se prepara para un posible embarazo, y un óvulo queda dispuesto para ese fin. Cuando ese óvulo no es fertilizado, no se adhiere a la pared del útero, y elimina el óvulo y todo tejido adicional que lo recubre. Así, la sangre preparada para todo el desarrollo “previsto”, el tejido y el óvulo atraviesan la vagina para ser expulsados por el organismo. A este proceso lo llamamos menstruación. Y, a cada vez que se produce, periodo menstrual.
El síndrome premestrual es el conjunto de síntomas físicos y emocionales que pueden aparecer en cada mujer unos días antes de ese periodo menstrual.
Estos síntomas están relaccionados con cambios hormonales relacionados con la mestruación, y otros factores genéticos y nutricionales, fundamentalmente.

Síndrome premestrual. Síntomas

Los síntomas concretos varían en cada mujer y en cada mes, tanto en la propia variedad de síntomas que puede sufrir, como en su intensidad.
En general, podemos encontrar:

Síntomas psiquicos-emocionales

  • Irritabilidad
  • Ansiedad
  • Cambios en el ánimo, depresión,..
  • Trastornos del sueño
  • Cambios de apetito

Síntomas físicos

  • Tensión en los pechos
  • Retención de líquidos
  • Hinchazón abdominal
  • Aumento de peso
  • Dolores de cabeza
  • Dolores articulares y/o musculares
  • Alteraciones intestinales

¿A qué se deben los síntomas del Síndrome premestrual?

Estos síntomas se deben, fundamentalmente, al desequilibrio entre los estrógenos y la progesterona. La mujer aumenta su índice de estrógenos en el organismo, y esto provoca una mayor retención de agua y sodio en su cuerpo. A su vez, esto puede derivar en aumento de peso y molestias generalizadas, incluso con dolor.
Algunos de ellos, pueden deberse, o verse potenciados por:

  • Una mala nutrición general.
  • Deficiencia en vitamina B6.
  • Hipoglucemia.
  • Niveles bajos de calcio y magnesio.

¿Cómo mejorar los síntomas del síndrome premestrual?

Varias decisiones nos pueden ayudar a reducir estos síntomas y molestias:

Deporte

Con el ejercicio físico nuestro nuestro organismo genera endorfinas. Estas sustancias son conocidas como “hormonas de la felicidad”, porque ayudan a mejorar la sensación de bienestar y a reducir la de dolor.
Las personas que hacen ejercio físico habitual desarrollan una mayor tolerancia al dolor
El ejercicio físico reduce la retención de líquidos, lo que disminuye la sensación de hinchazón y/o pesadez.
La práctica de ejercicio físico disminuye el estrés y libera tensión, lo que ayuda a reducir nerviosismo, cambios de humor y ansiedad.

Otras actividades

Tener un orgasmo también ayuda a disminuir el estrés y libera tensión, reduciendo el nerviosismo, y mejorando el humor.
Hacer ejercicios de respiración, meditación o yoga, te ayudará a reducir el estrés.
Descansar suficiente. El sueño regular ayuda a reducir el estrés, cambios del estado de ánimo,y las sensaciones de cansancio y fatiga.

Nutrición

Algunas deficiencias de zinc, magnesio, hierro, vitaminas del grupo B, vitamina E, selenio, calcio o ácido fólico, pueden alterar o ayudarte en tu menstruación.
Pon atención para seguir una dieta saludable.

  • Disminuye el consumo de grasas, sal, azúcar, cafeína y alcohol, que potencian los síntomas.
  • Reparte las comidas en mas tomas, pero mas ligeras. Evitarás variaciones bruscas del nivel de azúcar en la sangre, y reduicirás tu ansiedad.
  • Evita las carnes rojas el resto de los días, y tómalas cuando estés menstruando, para recuperar hierro.
  • Incluye abundancia de:
    • Frutas
      Piña: Contiene bromelina, que mejora la digestión, alivia dolores y reduce la retención de líquidos.
      Plátanos: Son ricos en vitamina B6, que inhibe el dolor y favorece un estado de ánimo equilibrado. y verduras (en especial, verdes de hoja),
    • Granos integrales:
      Pipas de girasol, calabaza y germen de trigo: contienen magnesio y alivian molestias premenstruales. Las de lino y sésamo te aportan hierro.
      Arroz integral, frutos secos, legumbres, pescado azul, levadura de cerveza y algas, te ayudarán a disponer de vitaminas del grupo B, ácidos grasos esenciales y otros muchos beneficios en estos días.
      Verduras de hoja verde: Espinacas, berros,…, Incluir diente de león en las ensaladas te ayudará a reducir la hinchazón del vientre.
    • Infusiones como la manzanilla, con propiedades analgésicas y emolientes te ayudarán en estos días.
    • Yogur, aunque algunas mujeres sienten mejoría al reducir el consumo de productos lácteos.

Asegurarte de incorporar suficientes nutrientes en tu dieta es fundamental para ayudarte en los días premestruación.
Complementar con algunos complementos nutricionales puede ayudarte.

Recomendaciones nutricionales para el sindrome premestrual

Plantas
Vitex agnus-castus

Es una especie originaria del Mediterráneo, donde crece silvestre en sotos frescos y a orillas de ríos.

Su nombre, agnus-castus (casto), se debe a que era usada como ayuda “antilíbido” por los antiguos monjes. También es conocida como alfagdí, añocasto, arbolito de la pimienta, pimentero falso o pimienta silvestre, sauce gatillo o sauzgatillo.

Las hojas, el final de los tallos tiernos, las flores y las semillas maduras, se utilizan para medicina.
Las bayas tienen efecto tonificante, tanto para el sistema reproductor femenino, como para el masculino.

Se utiliza, desde la antiguedad, como ayuda durante el síndrome premenstrual, y hay estudios clínicos que muestran su efecto beneficioso.
Contraindicaciones
Evitar su uso durante el embarazo.

Angelica sinensis

Más conocida como Dong Quai, o ginseng hembra, es una planta procedente de China.
Su nombre, Angélica, se debe a las propiedades medicinales de la planta, que se dice que fué revelado a un monje por un ángel, y Sinensis, que significa “de China”.

En la medicina tradicional china se usa para tratar problemas ginecológicos, fatiga, anemia leve y presión sanguínea alta. La Angelica Sinensis está entre las escasas fuentes de calidad no animal de vitamina B12, junta a algunas variedades de levadura y microalgas como la espirulina.Tiene efectos analgésico, antiinflamatorio, antiespasmódico y sedativos.
También es usada como afrodisíaco.

La raíz es de se utiliza para en el control de menstruaciones irregulares y/o dolorosas por su acción a nivel de musculatura lisa y sobre el sistema hematopoyético de la sangre. Aunque podría tener algún efecto sobre la regulación hormonal, no hay evidencias científicas de esto. La incluyen diversas fórmulas para tratar los síndromes premenstrual y menopausal pero, según la Organización Mundial de la Salud, no alivia síntomas de la menopausia, como los sofocos.
Contraindicaciones

Esta contraindicada en caso de diarrea y enfermedades hemorrágicas y durante el embarazo y lactancia. Sus propiedades espasmolíticas y anticoagulantes podrían provocar aborto y riesgo de hipermenorrea. Dong Quai se ha usado tradicionalmente para originar aborto espontáneo.

Tanacetum parthenium

Tanacetum parthenium es una planta perenne y herbácea, aromática y medicinal, originaría de la zona meditarránea y alrededores.
Como silvestre que es, se le conoce con multitud de nombres como Artemisa, camomila de los huertos, de Aragón, hierba de Santa María, manzanillo,…
Crece en tierras pobres, en caminos y campos abandonados, aunque en diversos paises se cultiva como ornamental.
Se parece a la manzanilla (Matricaria), con la que se puede confundir. Las hojas son la parte usada medicinalmente. Tiene un sabor desagradable, muy fuerte y muy amargo.

Se usa para reducir la fiebre, tratar el dolor de cabeza, artritis, problemas digestivos.
Se cree que influye en la serotonina y prostaglandinas, limitando la inflamación de vasos sanguíneos en la cabeza, lo que podría contribuir a reducir el dolor de cabeza.
Sus ingredientes activos incluyen partenolida y tanetina. Hay estudios que atribuyen a la Partenolida induciendo a las células de cáncer de leucemia a morir.

Salvia officinalis

Esta planta, tan común en nuestro entorno natural, incluso en nuestros jardines; y tan agradable por su aroma y sabor,  puede ser de gran ayuda para los sofocos del síndrome premestrual y la menopausia.

Un estudio científico publicado en 2011 ya mostró que las pacientes que siguieron un tratamiento de hojas frescas de salvia  durante 2 meses, los siguientes resultados:

  • Un 46% mostró menos sofocos leves.
  • Un 62% mostró menos sofocos moderados.
  • ¡Entre un 79% y  100% mostró menos sofocos graves o muy graves!.

Nutrientes

(Haz click sobre cada uno , si quieres saber más)

Magnesio
Vitamina B6
Vitaminas E, B1

Puedes encontrar diversos complementos nutricionales para ayudarte en este periodo en nuestra tienda asociada.
Registrarte es Gratis. Puedes buscar, comparar precios y obtener diversos beneficios en tus compras. También en caso de que lo recomiendes.
Puedes consultarnos gratuitamente Consulta
¿Necesitas información sobre algún nutriente o fitoquímico?

Tu Nombre (requerido)

Tu Apellido (requerido)

Tu Email (requerido)

Teléfono de contacto

Quisiera información sobre:

Deseo me informéis vía:EMailTeléfonoOtra forma
captcha

Deja un comentario